Carol

Domingo: Día del ¡Ay, señor mío!

Como podréis ver digo domingo y es lunes, con eso podréis imaginaros que después de la tirada larga mi cerebro hizo una desconexion del todo y no pude ni escribir el post.

Hoy, lunes, antes de hacer los kilómetros, porque no sé si después, por temas familiares, podré hacerlo.

Ayer me levanté con muchas ganas de tirada larga, en mi cabeza ya estaban esos 18K a ritmo tranquilo ( que no fueron tan tranquilos) y sus 4 Miles para acabar más contenta.

Ya había quedado con un compi del club para hacer más amenos esos kilómetros, yo siempre intento compartirlos, porque se hace más entretenido, pero  cuando voy con Cris es diferente nuestros ritmos son semejantes.

En esta ocasión, el ir con alguien, con ritmos superiores, implicó tenerme que esforzar un pelin más, mientras corríamos, como íbamos hablando, no me supuso un gran esfuerzo, la cabeza estaba en otras cosas y el corazón no se quejaba.

Un añadido fue el recorrido, fuimos por la orilla del río Manzanares, por el camino de Uclés, con estos días, que nos esta regalando de sol y buenas temperaturas te añaden ese plus de energía.

No se si lo conocéis, tenéis kilómetros y kilómetros para no dar vueltas a las mismas zonas de siempre.

Cuando los hicimos y miré los tiempos… fue cuando me sorprendió, muchas veces somos nosotros los que nos ponemos esos limites.

Claro… luego nos quedaban las series, y después de esos kilómetros no son fáciles… pero me salieron muy bien, estoy super contenta del esfuerzo que hice ayer.

Lo que implicó por la tarde es harina de otro costal, si! no se puede explicar de otra forma, estaba cansada, muy cansada y el cuerpo lo único que me pedía era bebida, mucha agua.

Tengo que confesaros que he dormido como un lirón, hoy estoy sin dolores  y no estoy tan cansada como creía que me encontraría.

En un rato saldré a hacer el entrenamiento, hoy hay cuestecillas y un 3k a tope después de tener las piernas “pa choped” como se suele decir, meterle velocidad no será muy sencillo pero cuando estas motivada todo se ve desde otra perspectiva.

Deciros que esta semana se cumple el mes de entrenamiento, que Cris esta ya casi recuperada, mi cabeza está con ganas de más, mis piernas responden, la alimentación vamos mejorando, duermo genial y mi corazón me acompaña latiendo a ritmo de maratón.

Que tengáis un feliz lunes, que llenéis esta semana de kilómetros y sobre todo de felicidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *